Aeropuerto Internacional Jorge Chávez: nueva torre de control tiene un avance de casi 50% en obras físicas

Según el MTC, esta será la primera torre en el Perú que operará dos pistas en simultáneo, lo que significa un avance fundamental para el sector aéreo en nuestro país.

La construcción de la nueva torre de control del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez (AIJCh) acumuló un avance de casi 50% en obras físicas hasta la última semana de junio. Así lo indicó el viceministro de Transportes, Paul Caiguaray, quien realizó una inspección a los trabajos que se realizan como parte del proyecto de ampliación.

“La infraestructura de la nueva torre de control tiene avances significativos y la estructura metálica ya está lista. La torre posee una altura 65.39 metros. En la parte de abajo, el concesionario Lima Airport Partners (LAP) está construyendo las oficinas administrativas para los servidores de Corpac, el edificio de seguridad de los bomberos, el control de luces y la subestación eléctrica”, precisó el funcionario.

En nota de prensa divulgada por el MTC, resaltó que esta será la primera torre en nuestro país que operará dos pistas en simultáneo, lo cual, a criterio suyo, significa un avance fundamental para el sector aéreo en nuestro país. “Con la pista existente, se operan 35 vuelos por hora en promedio. Con esta nueva torre, y teniendo dos pistas simultáneas, podemos llegar a una capacidad de 80 vuelos por hora”, aseguró.

Además de la nueva torre de control, el viceministro supervisó los trabajos que se vienen ejecutando dentro del paquete de obras que componen la segunda pista de aterrizaje, los 10 kilómetros de calles de rodaje, sistemas de balizamiento, entre otros puntos. “Los avances son significativos. En esta pista de aterrizaje están en 22% y LAP empezará con los trabajos de asfalto ya en los primeros días de julio”, expresó.

Consideró que este proyecto fundamental para el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) alcanzará un importante nivel de avance hasta el mes de julio. Así se tendrá la segunda pista de aterrizaje y la nueva torre de control entrando en operación en el primer trimestre del 2023, tras el equipamiento de la nueva torre de control por parte de Corpac.

Para el tercer trimestre del año, el concesionario LAP prevé adjudicar las obras del Lado Tierra, que comprenden el nuevo terminal de pasajeros y la infraestructura complementaria.