Capeco saluda decisión del Ejecutivo de no paralizar al sector Construcción durante cuarentena

Maestros de obra, albañiles, carpinteros, gasfiteros, electricistas y todo oficio ligado al sector construcción podrá seguir trabajando con su respectivo pase laboral.

Con la nueva cuarentena ya en marcha desde ayer, la decisión del Ejecutivo de no paralizar al sector Construcción durante los 15 días que dura la medida aún sigue generando reacciones positivas entre quienes forman parte de esta industria.

Esta vez, Guido Valdivia, director ejecutivo de la Cámara Peruana de la Construcción (Capeco), saludó la disposición del gobierno y destacó que mantener al sector operando garantizará que las obras continúen y que miles de trabajadores no pierdan sus empleos.

No obstante, manifestó que el horario reducido de trabajo —de 6:00 a.m. hasta las 6:00 p.m.— podría afectar el avance de las obras, pues, en la práctica, serían menos de 12 horas de labores efectivas.

Por su parte, la ministra de Vivienda, Construcción y Saneamiento, Solangel Fernández, aseguró que todos los maestros de obra, albañiles, carpinteros, gasfiteros, electricistas, ferreteros y todos los oficios menores podrán trabajar durante el período de cuarentena, siempre y cuando tengan su pase laboral correspondiente.

“Ellos también atienden eventualidades, alguna emergencia relacionada con estos temas que se pueda presentar en los domicilios. Estos trabajadores se encuentran dentro de la cadena de abastecimiento del sector construcción”, precisó en declaraciones que consigna la agencia Andina.

La funcionaria sostuvo que el abastecimiento al sector construcción está asegurado. «Es un sector que ha implementado todas las medidas sanitarias en sus procesos y, por lo tanto, seguirá operando durante los días de cuarentena”, manifestó.

Cabe recordar que, según la  Resolución Ministerial Nro. 035-2021-Vivienda, publicada el pasado 28 de enero, todas las actividades del rubro construcción, insumos y servicios conexos están permitidas. Esto incluye proyectos de interés nacional: licencias, trámites, adquisición y transporte de bienes, servicios y personal, así como actividades relacionadas a la cadena logística.

De igual forma, las actividades de arquitectura e ingeniería para trámites de licencias, supervisión, inspección de obras y levantamiento de información también están permitidas, siempre respetando los protocolos de bioseguridad establecidos para cada sector.