Ministerio de Vivienda incrementa bono de Techo Propio para renovar centros históricos del país

Sector establecerá valores especiales del Bono Familiar Habitacional para poseedores de inmuebles en estado de tugurización.

El Ministerio de Vivienda, Construcción y Saneamiento (MVCS) anunció que permitirá incrementar el Bono Familiar Habitacional (BFH) del programa Techo Propio para poseedores de inmuebles en estado tugurización, ello con el fin de renovar los centros históricos del país.

De esa manera, el MVCS establecerá, mediante resolución ministerial, el valor especial del BFH en la modalidad de Adquisición de Vivienda Nueva para cada proyecto. Este monto será igual o mayor al valor regular de S/ 38.500, a fin de facilitar el acceso a una vivienda digna y segura de las familias cuyos ingresos no superen los S/ 3.715.

Las familias beneficiarias del BFH de Techo Propio con valor especial serán las que se encuentren adecuadamente empadronadas como poseedoras del inmueble en estado de tugurización declarado por la municipalidad competente. El Programa Generación de Suelo Urbano (PGSU) del MVCS será el órgano que determinará la viabilidad técnica, económica y financiera de la ejecución de los proyectos y, de ser el caso, establecerá el valor especial del BFH.

Esta iniciativa forma parte de una estrategia integral de renovación urbana en centros históricos y zonas monumentales del país que viene implementando el MVCS «con respeto al patrimonio, sus habitantes y sus dinámicas urbanas», afirma la institución pública.

Como parte de esta estrategia integral de renovación urbana, el MVCS informó que viene impulsando también, en coordinación con el Ministerio de Cultura, la actualización de la Norma Técnica A.140 de Bienes Culturales Inmuebles, que posibilitará diversificar los usos y transformaciones permitidas en predios patrimoniales para su puesta en valor.

Estas mejoras, que serán contempladas en la nueva Política Nacional de Vivienda y Urbanismo que elabora el MVCS, apuntan a una renovación urbana integral que permitirá transformar la realidad de la población de los centros históricos y zonas monumentales.