Plan entre bambalinas

En nuestra opinión, uno de los factores clave para la implementación del nuevo modelo de gestión de infraestructura es la conformación del Consejo Nacional de Infraestructura, en el que actores públicos y privados interactúan de forma transparente. El gobierno acaba de aprobar una Política Nacional de Competitividad y Productividad sin una participación orgánica del sector privado. Esta es la razón principal por la cual, al menos en lo relacionado con la infraestructura y el desarrollo territorial, esta política presenta notorias debilidades.

Además, desde hace algunos meses, el Gobierno nacional viene formulando un proyecto de Plan Nacional de Infraestructura que es uno de los instrumentos clave dentro de la estrategia de mediano plazo que propone Capeco para impulsar el nuevo modelo de gestión de infraestructura. Sin embargo, tampoco en el diseño de este Plan se ha convocado orgánicamente al sector privado. Todavía hay tiempo para constituir el Consejo Nacional de Infraestructura, donde una de las primeras tareas sería la revisión de este Plan.

Sería una lástima que este instrumento -que Capeco plantea para el 2021- el Gobierno lo apruebe en julio, sin discusión.